Categorías y etiquetas en WordPress

Categorías y etiquetas en WordPress

0 300

Seguramente te ha pasado. Has montado tu página web en WordPress y después de bastante esmero la lanzas al público, esperando que te llegue el éxito que tanto mereces. Pero ojo, todavía no has escrito entradas en tu weblog. Por que esa es otra, ahora tienes un blog, tú no ibas a ser menos, claro está. Y con WordPress esto ya te viene sin costo. Con lo que te lanzas a escribir tu primera entrada y te encuentras con la posibilidad de añadirle categorías y etiquetas (categoriestags en inglés).

¿Y ahora qué haces? Pues preguntarte un montón de cosas nuevas, que ni siquiera habías tenido en cuenta ya antes. ¿Cuál es la diferencia entre categorías y etiquetas? ¿Cuántas categorías o bien etiquetas tengo que poner en mi entrada? ¿Hay algún límite? ¿Está bien si pongo más de una categoría, o la estoy liando parda? ¿Si hago algo mal, Google se enfadará con mi WordPress? ¿Cómo gestiono todo este lío? Y lo cierto es que terminarás yendo a tu buscador web preferido (o es posible que pienses preguntarle a tu cuñado o primo que hace webs, cosa que generalmente no te invito a ) a ver si hallas un artículo en alguna página de referencia que te aclare tus dudas.

Si es tu caso y has llegado hasta aquí, siéntete afortunado. Estás en el sitio conveniente. Pues voy a resolver todas y cada una de las dudas que puedas tener sobre las categorías y las etiquetas en WordPress. Y si me dejo algo, siempre y en todo momento puedes preguntar (a mí o bien a cualquier otro visitante de esta web, utilizando los comentarios, no a tu cuñado o bien primo ).

Categorías y etiquetas. ¿Qué son?

Empecemos por lo básico. Antes de discutir cualquiera de las preguntas precedentes, tenemos que entender qué son las categorías y las etiquetas. En la nomenclatura de WordPress, los dos conceptos (categorías y etiquetas) se conocen como taxonomías. Y, ¿qué es una taxonomía? Puesto que en el contexto en el que estamos podemos acotar una taxonomía como una clasificación concreta de términos o conceptos, que pueden formar parte de una jerarquía o no.

Imaginemos una taxonomía de animales, donde podríamos tener los conceptos Mamífero y Felino. Estos conceptos sirven para clasificar una parte de los tipos de animales conocidos. Además de esto podemos indicar también que existe una jerarquía entre los dos conceptos, puesto que Felino es un subconcepto dentro de un término más genérico, como es Mamífero. Vamos, que esta taxonomía concreta nos deja indicar que todos lo felinos son mamíferos asimismo por definición. Visto esto, podríamos etiquetar a un gato, un tigre o bien un león dentro del concepto Felino, al paso que a un humano lo pondríamos dentro del término Mamífero, pero no dentro del concepto Felino (a menos que estemos hablando de Catwoman ).

Las categorías y etiquetas de tu web son como los carteles en un supermercado.
Las categorías y etiquetas de tu web son como los carteles en un supermercado.

Dejando a un lado el planeta animal, y volviendo al mundo de WordPress, el único propósito de las categorías y etiquetas es clasificar los contenidos de tu WordPress para prosperar la usabilidad. Esto es, en el momento en que un visitante llega a tu WordPress, este puede decidir navegar fácilmente por medio de tu contenido de forma cronológica, viendo primero las entradas más nuevas y después saltando a las más antiguas, o quizá decide navegar a través de una temática específica, accediendo a todas las entradas marcadas con una categoría o bien etiqueta concreta, como por servirnos de un ejemplo todas las entradas de WPrincipiante que están marcadas con la categoría Acontecimiento, que puedes ver aquí y que tratan sobre eventos WordPress.

Así que ya sabes, utiliza tanto las categorías como las etiquetas para clasificar y organizar tus contenidos en temáticas. Si esto te ha quedado claro, podemos pasar a la próxima pregunta que seguro ya te haces.

¿Cuál es la diferencia entre categorías y etiquetas?

Pues la respuesta no te la voy a dar , sino el propio creador de WordPress, el señor Matt Mullenweg, que hace ya unos añitos decía lo siguiente:

¿Cuál es la diferencia entre las categorías y etiquetas?, te vas a preguntar.

Lo intentaré explicar de la mejor manera que sé. Las categorías son cosas que creas con anterioridad y sólo tienes unas pocas. Imagínatelas como las secciones de tu página web. Como si fueran los letreros en los pasillos de un súper. En cambio, las etiquetas son palabras clave que conectas una sola vez a una entrada. Puedes agregar una etiqueta a una entrada y nunca más volver a utilizar dicha etiqueta. Las categorías tienen el propósito de ser permanentes, mientras que las etiquetas son fugaces.

Puedes hallar el original aquí, que te he traducido del inglés.

Visto esto, podemos decir que las categorías sirven para hacer una agrupación más amplia de tus entradas. Debes verlas como temas generales o como una tabla de contenidos de tu WordPress. Están ahí para asistir a identificar la temática de tu blog. Y para para ayudar a los visitantes a localizar el género de contenido que buscan. Y no menos importante, las categorías son jerárquicas, por lo que puedes tener subcategorías.

A veces pasa. No sabes si poner algo como categoría o etiqueta.
A veces pasa. No sabes si poner algo como categoría o etiqueta.

Por otro lado, las etiquetas tienen el propósito de describir los detalles concretos de tus entradas. Has de verlas como a palabras clave que aparecen en un hipotético índice de tu web. Son la micro-información que se puede emplear para micro-clasificar tus contenidos. Y en contraste a las categorías, las etiquetas no son jerárquicas.

Por ejemplo, si tienes una web de deportes, podrías tener una lista de categorías que incluyese Fútbol, Baloncesto y Motor, entre otras. Entonces, si escribes una entrada sobre accidentes ocurridos en las últimas temporadas del mundial de motociclismo, la agregarías dentro de la etiqueta Motor. Y le pondrías etiquetas como accidentes, moto y mundial.

Otra diferencia a resaltar es que estás obligado a añadir una categoría por lo menos a tus entradas. Sin embargo, el empleo de etiquetas es opcional. Si no eliges una categoría para tu entrada, esta automáticamente va a ser añadida en la categoría Sin categoría” (Uncategorized en inglés). Frecuentemente puedes renombrar esta categoría a Otros o Indeterminado, si lo crees oportuno.

Y para finalizar, otra diferencia más entre las categorías y las etiquetas es la forma en la que se construyen sus URLs o bien direcciones web. Si estás usando una alternativa diferente a la predeterminada en Ajustes » Enlaces Permanentes de tu panel de administración de WordPress, las direcciones URL serán:

  • Para categorías: http://tuweb.es/category/motor/
  • Para etiquetas: http://tuweb.es/tag/accidentes/

Y siempre puedes mudar category por categoria (fíjate que no hemos puesto tilde en categoría”, por el hecho de que queremos que la palabra forme parte de una URL) y tag por etiqueta en el apartado de categoría y etiqueta base en Ajustes » Enlaces Permanentes, como puedes ver en la próxima atrapa, de manera que las direcciones URL aparezcan en español:

  • Para categorías: http://tuweb.es/categoria/motor/
  • Para etiquetas: http://yoursite.com/etiqueta/accidentes/
Cambiar category y tag por categoría y etiqueta en las URLs de WordPress
Cambiar category y tag por categoría y etiqueta en las URLs de WordPress.

¿Cuántas categorías tengo que tener en mi WordPress?

Como puedes ver en esta entrada, la versión 2.5 de WordPress fue la primera que dejó el empleo de etiquetas de forma nativa, sin precisar usar plugins auxiliares. ¿Por qué razón comento eso? Pues pues hasta ese día era frecuente que la gente utilizará montones de categorías para simular el hecho de tener etiquetas. En mi entender no hay un número óptimo de categorías a tener en un WordPress: dependerá de la temática que tengas y de cómo desees organizar tus contenidos.

Sin embargo, si tu página web es muy compleja y necesitas un montón de categorías (considerablemente más de 20, por poner un ejemplo), es muy recomendable que emplees subcategorías para progresar la clasificación de los contenidos y de este modo hacer la vida más fácil a tus visitantes.

Si estás empezando con tu weblog, sencillamente crea unas pocas categorías de ámbito general y a medida que vayas generando contenido ya podrás ir creando más categorías conforme las vayas necesitando. Es mucho mejor tener pocas categorías pero que contengan contenidos, a tener muchas mas vacías.

De igual modo, recuerda que la única función de las categorías y las etiquetas es ayudar a los visitantes a hallar los contenidos de tu web de acuerdo a la organización que hayas planteado. Si piensas que tu organización en categorías es suficiente, no le des más vueltas al tema. Siempre y en toda circunstancia vas a poder incorporar etiquetas para afinar más si fuera necesario.

¿Esta bien si asigno más de una categoría a una entrada?

WordPress te deja agregar una entrada en más de una categoría. Y sí, es adecuado añadir más de una categoría, siempre que pienses que hacerlo ayudará a tus visitantes a localizar el contenido concreto de forma más fácil.

Sin embargo, posiblemente si la mayor parte de tus entradas terminan siendo clasificadas en la mayoría de tus categorías tengas un inconveniente de organización. Quizás deberías hacer una super-categoría que englobe a todas las otras categorías y asignar esa de manera directa. O transformar ciertas de tus categorías en etiquetas. Esta claro que el contenido va a ir variando con el tiempo y, por tanto, deberás hacer que tu estructura de categorías y etiquetas también vaya variando. Si se ha quedado obsoleta (sobretodo la una parte de categorías, ya sabemos que las etiquetas son más polivalentes), propón cambios para readaptarla. No tengas temor de hacer esto. Simplemente asegúrate de que incluyes redirecciones caso de que cambies direcciones URL en tu WordPress, porque tal vez has cambiado etiquetas por categorías y a la inversa. La forma más sencilla es instalar el plugin Redirection, que se ocupará de asistirte en esta labor.

Y no sufras por temas de contenido duplicado, Google es suficientemente listo como para comprender que tu entrada en WordPress está clasificada en más de una categoría.

¿Cuál es el límite de etiquetas que puedo utilizar en una entrada?

Lo es cierto que no hay un límite. Puedes incorporar tantas etiquetas como te plazca. No obstante, ten en cuenta que el propósito de las etiquetas es relacionar tus contenidos entre si. Por lo que si acabas teniendo tantas etiquetas que cada una solo está añadida en una única entrada, esto carece de sentido.

Intenta no poner más de diez etiquetas en una entrada, salvo que lo puedas justificar. Considera que diez etiquetas es muchísimo. Tampoco tiene ningún sentido que acabes teniendo mil etiquetas para tan solo cien entradas. Aquellos visitantes que terminen buscando los contenidos concretos de una etiqueta, y accedan a la dirección URL de esta verán que sólo hay una entrada para la mayor parte de etiquetas, y se van a llevar una imagen un tanto pobre de los contenidos de tu blog, lo cual no tiene por que ser cierto.

Si piensas que incorporar más etiquetas va a mejorar el posicionamiento en buscadores de tu web, siento decirte que no lo va a hacer. Las etiquetas no son lo que antes conocíamos como meta tag keywords de SEO. Esto ya no marcha de esta manera y, es más, hace ya tiempo que los buscadores web pasan olímpicamente de los meta tag keywords. Los SEOs lo saben y tú asimismo desde este momento. Así que no procures colársela a Google por ahí.

¿De qué forma puedo administrar las categorías y etiquetas en mi WordPress?

Desde el propio panel de administración de WordPress, vete a la sección Entradas » Categorías o a la sección Entradas » Etiquetas y vas a poder gestionar todas las categorías y etiquetas libres en tu WordPress. La interfaz de usuario es lo suficientemente clara y también intuitiva para que te resulte sencillísimo administrar todo.

Panel de gestión de categorías
Panel de gestión de categorías

En la parte izquierda del panel principal vas a ver un formulario con todos y cada uno de los campos precisos para crear una nueva categoría. Primero indica el nombre de la categoría y luego el slug. Ten presente que el slug es la versión afable (desde la perspectiva de un ordenador) del nombre de la categoría. Suele estar en minúsculas y contiene sólo letras, números y guiones y forma parte de la dirección URL de la categoría. En el ejemplo siguiente el slug es motor:

  • http://tuweb.es/categoria/motor/

Además puedes elegir cual es la categoría padre de la nueva categoría que vas a crear. De esta forma es como WordPress nos deja crear las jerarquías de categorías y sub-categorías. Y finalmente, mas no menos importante, tenemos la descripción de la categoría. Escríbela de forma que sea relevante y presente información útil al visitante, pues será empleada en las meta-descripciones e impactará de forma positiva en la puntuación SEO.

Un formulario similar encontrarás en la sección Entradas » Etiquetas, aunque frecuentemente las etiquetas las vas a crear de manera directa desde la interfaz de edición de nuevas entradas.

Fusionar términos con Term Management Tools
Fusionar términos con Term Management Tools.

Por otro lado, si quieres reordenar o bien fusionar varias etiquetas similares en una única etiqueta, hay complementos que te asisten a hacerlo, como Term Management Tools. Y si quieres convertir etiquetas en categorías y a la inversa, puedes hacerlo de forma directa desde tu base de datos, haciendo una backup anteriormente. Recuerda ir revisando tu estructura de etiquetas y categorías frecuentemente.

Categorías o bien etiquetas. ¿Qué es mejor para el posicionamiento SEO?

La pregunta del millón. ¿Existe alguna ventaja para posicionamiento SEO al emplear categorías? ¿Y al usar etiquetas? Pues la respuesta es que sencillamente no, no existe ninguna ventaja. Como ya te he dicho ya antes, tienes que emplear las taxonomías, así sean categorías o bien etiquetas, como puros sistemas de clasificación y organización de contenidos para facilitarle la vida a tus visitantes. Y ya está. No intentes hacer cosas extrañas para progresar el posicionamiento web de tu página web con categorías y etiquetas. Simplemente, si los contenidos son buenos y responden necesidades concretas de personas, los visitantes acabarán llegando.

Conclusiones

Permíteme repetir ciertas cosas que hemos planteado en este artículo, como resumen:

  • Haciendo el símil con un súper, las categorías son como los grandes carteles que señalan las diferentes secciones (frutas, congelados, charcutería, etc.) y las etiquetas son como la propia etiqueta de cada producto, que nos lo describe.
  • Las categorías se pueden organizar jerárquicamente (dejan subcategorías). Las etiquetas, no.
  • Una entrada tiene que tener como mínimo una categoría. Las etiquetas son opcionales.
  • Las categorías son algo que escoges antes, aun, de escribir contenido alguno. Las etiquetas salen de manera espontánea del contenido específico con el que trabajas en cada instante.
  • Puedes utilizar tantas categorías y etiquetas como desees, siempre que tenga sentido hacerlo.
  • Utiliza categorías y etiquetas para organizar tus contenidos y mejorar la usabilidad de tus visitantes, no para progresar posicionamiento en buscadores.

Si tienes más dudas al respecto, utiliza los comentarios y te ayudaremos a solventarlas.

Imagen destacada de JD Hancock

SIMILAR ARTICLES

NO COMMENTS

Leave a Reply